envio_a_toda_españa_2

¿Cómo colocar baldosas de piedra natural en un suelo?

¿Cómo colocar baldosas de piedra natural en un suelo?

La pizarra es un material denso y resistente apto para la colocación en suelos. Las baldosas calibradas que se utilizan en baños, cocinas, sótanos o como revestimiento de paredes. La piedra natural puede colocarse en superficies con calefacción por suelo radiante. Gracias a su excelente resistencia al agua la pizarra se utiliza en espacios húmedos como pueden ser pasillos, cocinas o baños. Dado que la pizarra posee una porosidad con valores inferiores al 0,6% es perfectamente estanca. Pero la capacidad de soportar el agua no es el único beneficio de esta roca; puesto que la pizarra es una piedra que exfolia, pequeñas ralladuras en la piedra desaparecen con el tiempo. 

En un solado liso se colocan las baldosas de piedra con una llana de dientes grandes sobre una capa de cemento cola flexible de unos 10-15mm. Para la instalación de pizarra en formatos más grandes o para piezas más irregulares en su espesor la capa de cemento incrementa hasta un máximo de 20mm.

Para una mejor adherencia de las placas de pizarra se añade un aditivo en forma de una resina plástica al mortero. La pizarra calibrada se deja colocar sin juntas (pegada a hueso) o puede colocarse como cualquier otra baldosa con los cruces o separadores que se usan para marcar la junta. Ayudan a mantener la misma separación entre las pizarras. Existen colorantes que se pueden añadir al cemento para conseguir una junta más oscura o negra. 

Una pizarra no rompe fácilmente. Es un material que es hasta 6 veces más resistente que el granito. Hasta una teja fina puede soportar bastante peso: Una pizarra de tejado que tiene un espesor de solo unos 4-5mm puede soportar entre 500 a 600 kilos hasta que rompa. Cuanto más espesor tenga la pizarra, más peso puede soportar.

¿Qué mantenimiento necesita un suelo de pizarra?

El mantenimiento de las baldosas naturales de pizarra es mínimo. Para evitar que líquidos puedan penetrar en la superficie se aplica un tratamiento hidro-repelente. El producto protege contra agentes atmosféricos y manchas orgánicas como bebidas, comidas y grasas. La pizarra se limpia fácilmente con agua y con un detergente suave. Dado que la pizarra tiene poca porosidad, la suciedad no entra en la piedra.

Después de unos años se puede repetir la aplicación del tratamiento reavivando la tonalidad y el color de la piedra.

Aplicación de un tratamiento a las baldosas de pizarra

¿Cuáles son las propiedades de la pizarra?

Desde una perspectiva arquitectónica constructiva se puede decir que la pizarra presenta unas condiciones físicas que la hacen un material idóneo para la construcción. La pizarra no es porosa y casi no absorbe agua. Es impermeable sin ser barrera de vapor. La compactibilidad del material y su elevada densidad hace que sea aceptablemente resistente a golpes y totalmente inalterable a las pisadas o compresiones. Los valores de la resistencia a la flexión son de los más elevados entre las rocas ornamentales. 

La pizarra para suelos está disponible en diferentes colores, entre ellos la más común es la pizarra negra, pero existen también baldosas en gris verde o en multicolor

Incluir piedra natural en un proyecto de construcción es una buena decisión. El arquitecto elige los materiales desde la primera fase del proyecto y el material es el único elemento que diferencia al proyecto de arquitectura. La pizarra es única con su superficie brillante que refleja la luz en diferentes direcciones.  

Pizarra natural en un suelo en el interior

Pizarra calibrada en un palé

Si después de leer nuestra sección “PASO A PASO” te queda alguna duda, puedes ponerte en contacto con nosotros a través del teléfono 988 32 08 44 o 650 19 22 40 y estaremos dispuestos a ayudarte sin ningún problema.


VÍDEO EXPLICATIVO

Escrito en 31/07/2023 por Grit Hagen 1668

VER TODAS LAS ENTRADAS

Comparar 0
Ant.
Sig.

Sin productos

Por determinar Envío
0,00 € Total

Precios son Sin IVA

Finalizar compra